Countery ---------- United States

Cómo jugar a la lotería en 5 pasos sencillos

El funcionamiento de la mayoría de loterías es relativamente sencillo: tienes que elegir una serie de números, por ejemplo 5 de un total de 45. Hay varias loterías que te obligan a escoger números complementarios, habitualmente uno o dos, de un conjunto de números más reducido. Para ganar el premio mayor, debes acertar todos los números de la combinación ganadora extraída en el sorteo.

Juega a la lotería en cinco pasos sencillos

  1. Elige una lotería
  2. Escoge los números
  3. Compra el boleto
  4. Consulta la combinación ganadora
  5. Cobra el premio

Si bien hay muchas estrategias para ganar a la lotería, muchos de los ganadores han jugado con una combinación aleatoria. Sin embargo, lo que de verdad importa es la probabilidad, que es el factor que te permite comprender las posibilidades de conseguir el premio mayor.

1. Elige una lotería

Es cierto que puede resultar un poco abrumador elegir la lotería adecuada entre las miles que hay en todo el mundo cuando no sabes por dónde empezar, pero cuando aprendas los conceptos básicos, habrás adquirido la confianza necesaria para elegir la más adecuada para ti.

¿Qué es una lotería y cómo funciona?

Una lotería es un juego de azar: un juego en el que se extraen varios números de forma aleatoria y que te permite ganar un premio. 

Aunque no lo parezca, las loterías no dejan de ser un tipo de apuesta, a pesar de que no existan pruebas incontestables que vinculen las loterías con la ludopatía, una creencia que probablemente tenga su origen en las noticias de diversos ganadores de lotería que se han arruinado poco después de ganar una gran fortuna. 

Por otra parte, se trata de la única forma de juego comercial al que han jugado la mayoría de adultos (Informe de la Comisión Nacional del estudio sobre el Impacto del juego, 1999).

¿Cuáles son las reglas de la lotería?

Edad: Las restricciones de edad de la mayoría de países suelen estar entre los 16 y los 21 años. 

Billete: Los participantes deben elegir su combinación ganadora de un amplio abanico de posibilidades y se recomienda que comprueben los billetes antes de abandonar el local donde hayan comprado el boleto. Ten en cuenta que se puede declarar nulo un billete si alguien lo roba, si resulta ilegible o si ha sufrido daños. El responsable del billete no es el organizador de la lotería, sino el titular del billete.

Sorteo: Los sorteos en los que se eligen los números ganadores se celebran con una periodicidad regular, habitualmente varias veces a la semana. Para ganar el premio mayor debes acertar todos los números de la combinación ganadora. También suele haber premios de categoría inferior, habitualmente a partir de los tres aciertos.

Premio mayor: Es el principal premio de la lotería. Para ganarlo, debes acertar todos los números extraídos en el sorteo. Aparte del premio mayor, o de primera categoría, suele haber premios secundarios.

Multiplicador: Algunas loterías extraen un número adicional que aumenta el pago de los premios secundarios. El número extraído multiplica la probabilidad de ganar un premio y suele tener un coste adicional.

Segunda oportunidad: Los jugadores no agraciados tienen una oportunidad adicional de optar a un premio. 

Joker: Se trata de un juego adicional al que no puedes jugar por separado. Se asigna al billete un número de al menos dos dígitos generado al azar. En caso de acierto, ganas. Cuantos más aciertos tengas, mayor será el premio.

¿Qué tipos de lotería hay y cuáles son las diferencias?

Aunque la mayoría de loterías son muy similares, las principales diferencias residen en la probabilidad, los premios y la frecuencia de los sorteos. 

Lotto es la lotería más famosa del mundo y la que ofrece los premios mayores más grandes. Para jugar, tienes que elegir una serie de números de un conjunto predefinido. Por ejemplo, 6 números de un total de 45. 

Muchas loterías tienen un número complementario que permite aumentar el importe del premio mayor, pero también reduce la probabilidad de ganarlo. Habitualmente tienes que elegir uno o dos números de un conjunto más pequeño. Los sorteos suelen celebrarse una o dos veces a la semana. 

Ejemplos de juegos de lotto: Powerball, Mega Millions, Euromillones y Eurojackpot.


Los juegos diarios gozan de una gran popularidad debido a la frecuencia con la que se celebran. Los sorteos se realizan varias veces al día y los billetes tienen un coste inferior a los del tipo lotto. El primer premio es fijo.

Ejemplos de juegos diarios: Pick 3 y Pick 4


Una tarjeta de rascar, de rasca y gana o un juego instantáneo es un billete de lotería que te permite obtener un premio al instante. Los premios se determinan a partir de los símbolos y palabras que se descubren al rascar la capa de látex. La probabilidad de ganar puede ser muy alta, de 1:3.

Ejemplos de tarjetas de rascar: Scratch 777 y $100,000 CASH


Una rifa es un juego en el que los números con los que juegas están preseleccionados y no puedes elegirlos. A diferencia de otras loterías, siempre hay un ganador porque el sorteo se celebra a partir de los números vendidos. Este tipo de lotería es habitual en las asociaciones benéficas, que la utilizan para recaudar fondos.

Ejemplos de rifa: UK Lotto Raffle y la famosa Lotería de Navidad de España (en la actualidad sí que es posible elegir el número con el que quieres jugar a la Lotería de Navidad, gracias a la aplicación oficial).


2. Escoge los números

La forma más sencilla de elegir los números es aprovechar la apuesta aleatoria o apuesta automática. Si tienes tus números de la suerte, es buena idea que consultes la estadística.

Los números calientes se extraen más a menudo que los números fríos, y aunque todos los números tienen las mismas probabilidades de ser extraídos, algunos forman parte de la combinación ganadora con menor frecuencia. Consulta si tus números de la suerte forman parte de estos. 

Estos son los conceptos básicos para elegir tus números. Puedes ir más allá y utilizar diversas estrategias muy conocidas, aunque ninguna funciona desde un punto de vista matemático. 

Sin embargo, Stefan Mandel descubrió una estrategia que sí le funcionó y, de hecho, ganó 14 veces. En resumidas cuentas, calculó que seguiría teniendo beneficios aun después de haber comprado los billetes de todas las combinaciones posibles, y lo hizo. Esta estrategia ya no es legal y la probabilidad de ganar el premio mayor es mucho más baja (la de Powerball es de 1 entre 292.201.338, y la de Mega Millions es de 1 entre 302.575.350).

3. Compra el boleto

Los días en los que solo podías comprar el billete en una tienda o administración de lotería ya son historia, aunque todavía puedes hacerlo. En la actualidad, la forma más cómoda de hacer es comprar los billetes online. Muchas de las loterías oficiales venden boletos online a través de su sitio web o de las aplicaciones para móviles, pero debes tener la nacionalidad del país correspondiente.

Si quieres jugar a las loterías de un país en el que no resides, lea más sobre los mejores sitios de lotería como resultado de nuestra análisis. Puedes jugar a algunas de las loterías más importantes como US Powerball, Mega Millions, Euromillones o Eurojackpot comprando los boletos en uno de estos sitios web verificados.


4. Comprueba los números

Si bien muchos sorteos de lotería se retransmiten por televisión, tal vez esta opción no sea tan cómoda como consultar la combinación ganadora en un sitio web o una aplicación móvil. Cada lotería tiene un horario distinto y si juegas online desde casa, o en una zona horaria distinta, puede ser que el sorteo se celebre de madrugada. 

Lottery Guru te muestra los resultados de la mayoría de loterías de todo el mundo en cuanto finaliza el sorteo. No es necesario que visites el sitio web oficial de la lotería correspondiente para consultar la combinación ganadora, pero sí te recomendamos que lo hagas si has acertado al menos dos números. 

Recuerda que algunas loterías ofrecen la función de segunda oportunidad para los billetes no agraciados y permiten que aspiren a un premio adicional. No te deshagas del billete hasta que lo hayas comprobado con el operador oficial. 

En 2017 el importe de los premios no cobrados ascendió a 2.089 millones de dólares. El premio más elevado que no se ha cobrado fue de 77 millones de dólares, en 2011. Quién los pillara, ¿eh?

5. Cobra el premio

¡Has comprobado los números y has ganado! Enhorabuena. El cobro del premio es un proceso sencillo. 

Ten en cuenta que cada lotería impone un período máximo para realizar los pagos, que suele rondar entre los 30 y los 180 días. Los premios de menor cuantía pueden cobrarse directamente en los puntos de venta autorizados, aunque si has jugado online recibirás el importe en tu cuenta automáticamente.

Los premios mayores pueden cobrarse de dos formas: 

La opción de una sola vez (también conocida como cobro en efectivo), es un pago único que equivale al importe del premio mayor. Sin embargo, debes tener en cuenta que si eliges esta opción, algunos operadores, como los estadounidenses, solo te pagarán en torno al 60% del premio mayor anunciado.

La opción del pago anual te permite recibir una importante cantidad al principio y repartir el cobro del resto en 29 anualidades. 

Eso es todo de momento. Si has leído todo el artículo y quieres jugar, consulta los premios mayores de lotería más importantes a los que puedes jugar desde casa. ¡Buena suerte!